MUNAY


       La esencia del Munay es el amor que fluye de manera libre.

El Munay cura, pues el poder curativo del amor es infinito.

 

Munay es el nombre del tercer  código andino que es el deseo de amar, el deseo de transformar nuestro entorno en lo que queremos y el poder para ejecutarlo. Es considerado el Código de la magia y la alquimia ya que nos permite la transformación de todo a partir de modificar las cosas a nivel energético. Sólo lo que acepto y Amo puedo cambiar. 

 

"Los actos simples tienen grandes poderes curativos; cada sonrisa amistosa, cada pensamiento y acción amables, cada hecho producido por amor o compasión a los otros demuestra que dentro de nosotros hay algo más grande de lo que podemos ver. Llevamos una Chispa de lo Divino, y dentro de nosotros reside un Principio Vital e Inmortal. Y cuanto más brille dentro de nosotros esa Chispa de la Divinidad, tanto más irradia nuestra vida" Bach (Octubre de 1936).

 

"El siguiente gran principio es la comprensión de la Unidad de todas las cosas:

El Creador de todas las cosas es el Amor, y todo aquello de lo que tenemos conciencia es en su infinito número de formas una manifestación de ese Amor, ya sea un planeta o un guijarro, una estrella o una gota de rocío, un hombre o la forma de vida más inferior. Es posible obtener un destello de esta concepción visualizando a nuestro Creador como un gran sol deslumbrante lleno de benevolencia y amor, de cuyo centro irradian un infinito número de rayos en toda dirección, y que nosotros y todos los que somos conscientes, somos partículas al final de estos rayos, enviadas para obtener experiencia y conocimiento, pero que ulteriormente retomarán al gran centro. Y aunque cada rayo nos pueda parecer separado y distinto, es en realidad parte del gran Sol central. La separación es imposible, pues tan pronto como un rayo de luz se escinde de su fuente deja de existir. Así podemos comprender un poco de la imposibilidad de separación, ya que aunque cada rayo puede tener su individualidad, es no obstante parte del gran poder creativo central. Así cualquier acción contra nosotros mismos o contra otro afecta la totalidad, pues al causar una imperfección en una parte, ésta se refleja en el todo, y cada partícula deberá ulteriormente hacerse perfecta. Así pues vemos aquí dos grandes errores fundamentales posibles: la disociación entre nuestras almas y nuestras personalidades, y la crueldad o el error de los otros, pues éste es un pecado contra la Unidad. 

Cualquier de estas dos cosas producen un conflicto que conduce a la enfermedad. El comprender dónde estamos cometiendo el error (que con frecuencia no sabemos ver) y una decidida voluntad de corregir la falta nos conducirá, no sólo a una vida de paz y alegría, sino también a la salud" Ideas sobre la Unidad: CÚRESE USTED MISMO [Publicado por C. W. Daniel Co./1931]

 

El Munay es amor absoluto o incondicional y también en su esencia pura presenta su propia conciencia, que hace que tenga propósito, pues es como la vida misma con su propia inteligencia. El  amor recíproco con propósito es la verdadera esencia del Munay andino, que es algo tan sencillo como caminar juntos en la misma dirección aún si somos diferentes en cuerpo y mente.

 

  •  Desde este punto de vista la primera función del Munay es el amor hacia uno mismo, lo cual implica respetar el propio cuerpo como un templo sagrado e intentar conducirlo responsablemente por la vía de la evolución espiritual.
  • La segunda función del Munay es el amor al prójimo, una vez que somos capaces de amar nuestra vida y respetarnos a nosotros mismos, se nos concede la posición privilegiada de amar a todo ser viviente, a partir del propio contexto (familia, parientes, amigos, maestros, comunidad, animales domésticos, plantas, etc.)
  • La tercera función del Munay se dirige al amor supremoa la Conciencia Cósmica creadora de vida y de todo ser consciente.